Dimite el secretario del Estado de Energía alemán por nepotismo

The asumir de nepotismo en el Ministerio de Economía alemán tienen esta mañana su primera consecuencia: patricio graichen dimite como secretario de Estado de Energía, a pesar de que hace sólo unos días recibió el respaldo personal del ministro verde Robert Habeck lo había respaldado. A las denuncias de haber nombrado a dedo a amigos y familiares para cargos clave en la transición energética alemana, todos los pertenecientes a círculos denominados el “lobby verde” y entre los que destacaba el nombramiento de su propio padrino Michael Schäfer como director gerente de la Agencia Estatal de Energía de Alemania, ha resumido esta semana nuevas incoherencias surgidas en relación con la invitación a dictámenes de expertos lícitos.

La última reacción del ministro Habeck había sido limitar a hablar de un “error” que estaría subsanado, reconocer qu’maintiene una “special relación de amistad” con Graichen y que había tomado la decisión de que se quedase en el Ministerio. Pero lo cierto es que su actitud le estaba pasando una durísima factura en las encuestas. En el último sondo de opinión del INSA, descendía ya hasta el puesto 17 entre los políticos más populares de Alemania, detrás incluso de colegas de partido como el ministro de Agricultura, Cem Özdemir y la ministra de Exteriores, Annalena Baerbock.

In particular violento para el ministro fue quedar a la misma altura de popularidad que los jefes del partido populista de derecha Alternativa para Alemania (AfD), Alice Weidel y Tino Chrupalla, y junto a la presidenta de la extrema izquierda de Die Linke, Janine Wissler . Before que estallase el escándalo, Habeck ocupó el puesto de político más apreciado de Alemania, que ahora ha cedido al ministro de Defensa Boris Pistorius. Con la pérdida de Graichen, Habeck confió en recuperar credibilidad.

Además del ‘caso Padrino’, como ha apodado la prensa alemana el nombramiento a dedo de Schäfer, Graichen, es hermano de la mujer de otro secretario de Estado del mismo Ministerio, el también verde Michael Kellner. A su vez, la hermana en cuestión, Verena Graichen, y un tercer hijo de la misma familia, Jakob, trabajan para el Öko-Institut, un instituto de investigación y consultoría enfocado en temas climáticos que desde 2019 ha recibido encargos de informes por parte del Ministerio de Económica por valor de 13 millones de euros. Estos son los expertos y cargos públicos que están preparando los cambios legislativos y la prohibición prevista de la calefacción de gas y petróleo, que va a causar gastos extremos tanto para el Estado como para los particulares alemanes.